Principal causa de sordera es de origen laboral y recreativo: IMSS Sonora

  • El alto volumen hace que el aparato auditivo disminuya su capacidad de oír, siendo los jóvenes de los más afectados

Boletín oficial
Ciudad Obregón, Sonora.- El Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Sonora recomienda, en el marco del Día Internacional de la Concientización sobre el Ruido, a cuidar el uso y abuso de aparatos auditivos en jóvenes y adultos, además de protegerse de los altos decibeles de ruidos producidos en las áreas de trabajo.

El médico de Medicina en el Trabajo, José Dolores Mendoza Eufracio, afirmó que el IMSS Sonora tiene registrados desde el 2000 a la fecha, cerca de 882 mil casos de personas que han perdido su capacidad auditiva debido al exceso de ruidos a su alrededor.

“El ruido es una de las causas más comunes de sordera a nivel mundial, no solamente en México, tanto de origen laboral, como de origen recreativo y una de las causas más comunes son los audífonos, que no medimos el nivel del ruido”, dijo y admitió que se ha duplicado la sordera en la gente.

El galeno adscrito a la Unidad de Medicina Familia (UMF) No. 37 en Hermosillo, advirtió que una vez que está hecho el daño, no existe manera de revertirlo, por lo que tanto menores, jóvenes y adultos deben evitar la exposición a ruidos o música a alto volumen.

Explicó que la voz normal de las personas alcanza los 40 decibeles y al exponerse a 90 decibeles o más ocasiona daños, especialmente en personas que usan sus audífonos o sistema de sonido del vehículo al máximo, siendo el mayor problema que la afectación no se presenta de un día para otro y el volumen alto hace que avance el daño y el aparato auditivo se acostumbre a escuchar cada vez menos.

“Las personas mayores a 40 años es muy común que presenten hipoacusia o disminución de capacidad auditiva, pero si esas personas tienen un factor de riesgo, que es trabajar en industrias, en el campo, expuestos a pesticidas, en la vía pública, camioneros, traileros, músicos que están expuestos a ruidos, se multiplica bastante el riesgo”, informó.

Recordó que los patrones están obligados por ley a tomar medidas de prevención y hacer mediciones de ruido para evitar daños en sus trabajadores, ya que al estar con niveles de 90 decibeles se requieren tapones auditivos y así disminuir un riesgo de trabajo.

Recordó cifras de la Organización Mundial de Salud, que durante el 2017 detectó 700 millones de sordos en el mundo, de los que más de 250 millones se generaron por ruido y el cinco por ciento de esa cantidad correspondió a menores de edad, que en su mayoría sufren por causas genéticas.

Aclaró que otro de los problemas es el intentar destaparse los oídos para escuchar mejor, pero que al incrustar objetos también se daña o rompe el tímpano, lo que lleva a una disminución de audición hasta en un 20 por ciento.

“La limpieza para los oídos debe ser acudiendo con los expertos de otorrinolaringología, otoneurología, que ellos revisen adecuadamente el oído”, dijo ya que probablemente pueden tener un tapón de cerumen y la sordera se deba a otra causa, por lo que su revisión debe darse una vez al año o cumpliendo con sus consultas preventivas en las Unidad de Medicina Familiar del IMSS.

Niveles      Riesgo         Hora exposición
85               Ninguno      Sin problema
90               Protección  8 horas diarias
93               Peligro         4 horas diarias
96               Peligro         2 horas diarias
99               Peligro         1 hora

Advertisements

Deja un comentario