Uso de albercas puede ocasionar serios malestares en oídos: Dr. Casal Díaz

El Dr. Moisés Casal Díaz.
El Dr. Moisés Casal Díaz.

Nogales, Sonora.- Con la temporada vacacional recién iniciada y la el verano en todo su esplendor, las visitas a las albercas públicas y privadas son mas frecuentes, una actividad que también puede generar malestares en la salud de los bañistas, sin importar edades ni géneros.

El doctor Moisés Casal Díaz, médico otorrinoralingológo, especialista en oídos, nariz y garganta, alerto que existen padecimientos como la Otitis Externa, también llamado como “el mal del nadador”.

“Hombres y mujeres, niños y adultos, tienen el placer y beneficios de la natación, sin embargo este deporte no está exento de complicaciones, si no se llevan ciertos cuidados y hábitos higiénicos”, dijo. “Por regla general las condiciones higiénicas de nuestras albercas, son inapropiadas, esto puede provocar muchas enfermedades, entre otros factores, como infecciones del oído por los cambios de humedad y del PH de la piel. Nos pueden producir así mismo el pie de atleta o tiña de los pies. Así como la Otitis Externa u Otitis del nadador o de las albercas. Otras enfermedades que se pueden presentar son daños en la piel, ojos, nariz y senos nasales”, agregó.

El Dr. Casal Díaz explicó que la Otitis es un proceso infeccioso que afecta a diferentes estructuras del oído produciendo inflamación. Puede afectar el oído externo, medio o interno.

La Otitis Externa, conocida coloquialmente como «oído del nadador», es una infección del conducto auditivo externo, el conducto que conduce los sonidos desde el exterior del cuerpo hasta el tímpano (tambor). Es provocada por muchos tipos de bacterias y hongos. Las personas que desarrollan Otitis Externas generalmente han nadado en lagos, lagunas, ríos, estanques, albercas o mar.

Nadar en aguas con cloro también pueden causar Otitis Externa, el cloro facilita la penetración del hongo y bacterias al canal del oído. Cualquier cosa que lesione la piel del conducto auditivo externo puede provocar infección, como ejemplo humedad, calor, baños de sumersión y «limpiarse los oídos».

“El principal síntoma es la otalgia (dolor de oído) es de leve a muy intenso, evolución de horas a días, unilateral, aumenta al tocarse la oreja, al masticar, hablar. También la inflamación o hinchazón del oído, además de sensación de sordera o presión dentro del oído, secreción purulenta del oído afectado (supuración) fiebre y mal estado general, llanto, irritabilidad”, dijo el especialista.

Recomendó como medidas de prevención el baño general de regadera antes y después de meterse a la alberca, evitar entrada de agua en los oídos, utilizando tapones de silicón, puede encontrarlos en farmacias o centros auditivos y el utilizar gorros de baño, preferiblemente de silocana o látex.

También después del baño secarse suavemente el oído, con una toalla o con un secador de pelo en la temperatura y velocidad mas baja posible, asegurándose de sostenerlo lo suficientemente alejado del oído para no causar daño.

“Ayude a sacar el agua de sus oídos volteando la cabeza a cada lado y el lóbulo en diferentes direcciones. Nunca se meta nada dentro del canal auditivo, prohibido el uso de cotonees o Q Tips, dedos, uñas, plumas, lápices, llaves, palillos, broches o papel, estos lastiman la piel y la glándula ceruminosa e introducen mas la cerilla”, informó. «Como decía mi abuelita, los oídos se limpian solamente con los codos».

El Dr. Casal Díaz aconsejó dejarse la cera o cerumen dentro del oído, esta es necesaria, porque protege contra bacterias y hongos, nos da lubricación, evita irritación y lesiones, es nuestra protección, nuestra defensa, además de extremar cuidado con los niños, no deben limpiarse los oídos, ya que los hijos hacen lo que hacen los papás.

El otorrinoralingólo dijo que si experimenta dolor de oído, después de un baño de alberca, mar, puede tomar un analgésico, nunca antibiótico y consulte rápidamente con el especialista y éste le mirará dentro del oído y le removerá cualquier liquido o cuerpo extraño que tenga, le revisará el tímpano para asegurar que no haya otra infección o complicación (perforación).

Un comentario en «Uso de albercas puede ocasionar serios malestares en oídos: Dr. Casal Díaz»

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: