Reciben niños clases en el suelo en La Mesa

Nogales, Sonora.- Decenas de alumnos de la escuela primaria de La Mesa iniciaron su ciclo escolar recibiendo clases sentados en la tierra, otros entre árboles de bellotas y los más afortunados en aulas móviles sin aire acondicionado.

En un recorrido en los planteles educativos del fraccionamiento La Mesa, se logró constatar la falta de cupo para cientos de alumnos y las carencias en infraestructura escolar.

En la escuela primaria, decenas de padres de familia siguen en espera de un lugar para que sus hijos sean aceptados y al menos dos salones reciben clases a la intemperie por falta de aulas.

En los patios de la escuela primaria La Mesa, se instalaron nueve aulas móviles donde están provisionalmente recibiendo clases alumnos de la escuela La Choya, cuyo proyecto de construcción del plantel educativo quedó varado.

Estudiantes de recién ingreso del salón Primero A, tomaron su primer día de clases sentados en el suelo, sin pupitres y resguardados de las inclemencias del calor, solo por la sombra de la pared de un salón de clases.

Alumnos de sexto año también de la escuela primaria La Mesa, si tuvieron mesabancos en el inicio del ciclo escolar, pero de igual forma tuvieron que tomar clases en las sombras de los árboles de bellotas.

Personal docente del instituto escolar informaron que están en espera de que les sean entregados en los próximos días, a lo menos cuatro salones de clases, cuya construcción ya está muy avanzada.

En las aulas móviles, los alumnos no solo sufren la reducción del espacio, también aguantan el calor ya que los sistemas de aire acondicionado son infuncionales por problemas de la energía eléctrica.

En la escuela secundaria ubicada en ese mismo sector de La Mesa, también carece de falta de cupo y la construcción de nuevas aulas va muy atrasada con apenas la cimentación y algunas varillas de acero colocadas.

En el recorrido se observó a varios padres de familia regresándose a sus hogares con sus hijos, quienes no lograron conseguir un espacio en los planteles educativos.

Padres de familia claman por espacio en escuela para sus hijos
La señora Elisama Rodríguez, espera cupo en la escuela del sector la Mesa para su hija de tercer año.
“Yo he estado viniendo semanas antes de que iniciara el ciclo escolar, me dijeron que no había cupo que viniera el primer día de clases, estoy aquí desde las seis de la mañana y ahora me dicen que regrese la otra semana.

“Traigo toda la documentación y nomás me tomaron el nombre de mi hija, ahora me dicen que venga el viernes y si no que hasta el 15 de septiembre y así me tienen con puras promesas y no puedo regresar a Nogales, porque no tengo casa, mi domicilio está aquí” comentó.

Maria Baltasar madre de familia y residente del fraccionamiento La Mesa, se encuentra en espera para que sus tres hijos sean aceptados en la escuela que corresponde a su sector y por lo pronto padece una serie de dificultades.

“Tuve que levantar a mis hijos a las cuatro de la mañana para que tomaran el camión a las 5:30 horas hasta la central de la colonia Greco, para esperar el camión de las Torres y poder llegar a tiempo a sus clases.

“Ya he perdido dos días de trabajo, me descuentan 300 pesos por faltar, me quitan los bonos y todavía no he podido resolver nada, porque no hay cupo aquí en esta escuela, es un problema y no encuentro solución”, dijo.

Madaniz Arana Vázquez, madre de dos hijos estudiantes de la escuela primaria ve con tristeza que el menor de ellos, esté recibiendo su primer día de clases sentado en el suelo y a la intemperie.

“Da tristeza ver esta situación, el gobierno pregona que son escuelas de calidad y mire como están recibiendo clases en el suelo, llegan recursos para otras escuelas y aquí en La Mesa siguen con los mismos atrasos.

“A mi y a otras madres de familia, la maestra nos pidió que nos quedáramos a cuidar a nuestros hijos porque no hay puerta y como son niños de recién ingreso hay el peligro que se salgan o se pierdan por eso los estamos cuidando”, aseguró.

Lidia Arvizu, se tuvo que regresar a su domicilio con su hijo Erick Espinoza de 8 años, por falta de cupo en la escuela y con la recomendación de directivos escolares de que estuviera dando vueltas.

“Mi hijo está en la lista de espera, me dijeron horita que no había cupo, que volviera la otra semana, o en septiembre, octubre hasta que hubiera un espacio y pues no me queda de otra más que estar dando vueltas.

“Lo acabo de sacar de la escuela de Lomas de Anza, porque me dijeron que ya estaba asegurado su lugar en esta escuela, pero ahora resulta que no tiene cupo”, mencionó.

20130819-150713.jpg

Advertisements

Deja un comentario